Hoy os traigo una receta rápida con una historia curiosa y un indrediente especial “crema de jamón ibérico”

Hace unos días, curioseando en Internet productos de delicatessen, me encontré con una tienda de gastronomía Española que me llamó la atención. Buscando entre sus productos, encontré uno un tanto curioso, crema de jamón ibérico de cebo. Como el paladar me puede, decidí hacer un pedido, para ver que tal estaba. El comercio en cuestión es www.espanaenlamesa.com, no dejéis de visitarlo ya que os aseguro, que tiene productos muy interesantes.

Tan pronto la recibí mi curiosidad culinaria me obligo a abrir la cajita y probar una cucharadita. En ese momento decidí la receta que iba a hacer, seria: minitostas de pan tumaca con crema de jamón ibérico y espárragos trigueros.

Se lo conté a mi hermano, que últimamente esta enganchado a Mastercheff y me dijo que, con esa receta estaría fuera del programa en el primer capítulo. Que el la haría de otra forma y me contó su receta.

Me dijo que le gustaría probar una receta diferente y convencional al mismo tiempo, y se limitó a sustituir el tomate por compota de tomate y los espárragos trigueros por pajitas de melón.

Resultado:  Unas ricas minitostas de crema de jamón ibérico de cebo de campo con melón.

crema-de-jamon-iberico-belloterra
Ingredientes para 4 personas, dos minitostas por cabeza,

– 8 rebanadas de pan de baguetee artesanal

– 1 diente de ajo

– Aceite de oliva virgen

– Compota de tomate kumato

– Crema de jamón ibérico de cebo de campo

– Un trocito de melón cortado en pajitas.

– Pimienta negra

 

Preparación de la compota.

Normalmente siempre tengo algo de compota de tomate en botes en la nevera, a mis hijos les encanta y se la echan a todo, al pan, la pasta, etc.. En una ocasión, uno de ellos me dijo “Papi se la puedo echar a la leche”. Pensaría que era como la miel.

Ingredientes:

– 1k de tomates Komatu

– Media cebolleta

– 100 gm. De azúcar

– Aceite de oliva

– Una pizca de canela

 

Cortamos la cebolleta lo más fino que podamos y la pochamos.  Mientras se escaldan los tomates y se les quita la piel y semillas (normalmente no se las quito pero queda más profesional decirlo), se cortan en daditos muy finos y se añaden a la sartén con la cebolleta. Pasados unos minutos añadimos el azúcar y siempre a fuego lento removemos hasta conseguir una pasta espesa y consistente. Por último le agregamos una pizquita de canela y retiramos del fuego.

 

Preparación de las minitostas:

Se tuestan las rebanadas en tostador o en la sartén, una vez crujientes se frota el ajo, al gusto. Personalmente las froto bastante. Le untamos una cucharadita de compota de tomate y posteriormente, otra generosa de la crema de jamón ibérico. Ahora es cuando ponemos las pajitas de melón, le echamos un poquito de pimienta negra molida y un chorrito muy delicado de aceite de oliva virgen.

crema de jamón ibérico

 

Y listo así de fácil. El resultado espectacular, unas tostas llenas de sabor a jamón con melón y un toque dulzón y acanelado.  Un poco escasas para mis comensales pero, cuando se trata de poner unas tostas de primero, prefiero ser tacaño,  de esta forma se apreciarán más.

Espero que os guste esta peculiar receta si es así por favor compartirla.

 

www.vinoycocina.es

4.29/5 – 159 opiniones