El vino aunque no lo parezca es un producto muy delicado, tenemos que tener especial cuidado a la hora de almacenarlo y guardarlo para abrir en el futuro. Existe una creencia falsa vino cuanto más viejo mejor y que mejora con los años. Es totalmente incierto ya que el vino tiene un momento óptimo de consumo y varía en relación así es cosecha, crianza, reserva gran reserva y sobre todo si es blanco o tinto. Un vino blanco no duerma cenar se durante un gran periodo de tiempo, después de 2 o 3 años ya deberíamos estar pensando consumirlos, ya que a partir de aquí vinos blancos que normalmente no tienen crianza van perdiendo fuerza, carácter, e incluso pueden volverse aceitosos. Y un vino tinto si es coseña no debería consumirse, más allá de los 4 años. Un crianza podrá aguantar fácilmente hasta los 10/12 años pero siempre también dependiendo de la Denominación de Origen. Existen vinos que aguantan mucho más que otros, debido a muchos factores.

 

Partiendo de esta base, luego otro punto a tener en cuenta muy importante, es dónde y cómo lo almacenamos. Los vinos evolución en la botella los cambios de temperatura demasiado bruscos pueden afectar a su conservación, la posición de la botella que por lo general siempre deberá estar tumbada también a la hora de conservar vino. Si lo que tenemos entre manos es una botella que queremos reservar para una ocasión especial evidentemente tenemos que tratarla con especial cuidado, siempre estará tumbada ya que el corcho al estar húmedo permitirá pasar oxígeno justo que necesita para seguir evolucionando nuestro vino se vaya cocinando en el interior de la botella hasta conseguir un excelente caldo.

 

Evidentemente recomiendo guardar estás botellas en lugares frescos, a ser posible una bodega en los que los cambios de temperatura son muy poco variables. Como esto es muy difícil para muchas personas os recomiendo no que guardéis el vino justamente donde la mayoría de la gente lo guarda.  Si vives en un piso el peor sitio para guardar el vino es la cocina. La cocina es el lugar de la casa donde se más olores y cambios de temperatura nos encontramos. Por eso no recomiendo guardarlos en ella. Un buen lugar para hacerlo es un armario de una de las habitaciones, o en el salón, siempre lejos de cualquier fuente de calor directo tipo radiadores,  envuelto en un paño o un papel de periódico arrugado teniendo en cuenta dejar libre la parte del corcho.  El papel de periódico arrugado hace de barrera a los cambios bruscos de temperatura y luz y de esta forma ayudará a mantener en mejores condiciones nuestro vino.

vinoteca

Pero si tienes una gran cocina y te puedes permitir un espacio para una pequeña vinoteca qué además de hacer el servicio de conservar el vino le pude dar un toke decorativo a tu cocina. Te recomiendo que busques tiendas donde te ofrezcan estas vinotecas con una buena relación calidad precio como en  Tiendaazul  aquí puedes comprar una vinoteca para guardar el vino a temperatura óptima si preocuparte de ver si el producto tiene un alto consumo ya que es un electrodomésticos que tendrá que estar encendido toda su vida.  Eso si ten en cuenta que la mayoría de las vinotecas tienen una sola temperatura y en ella podrás guardar o vinos tintos o blancos. Si te gusta mucho el vino y pretendes hacer una buena colección te recomiendo vinotecas multitemperatura, con ellas podrás guardar cualquier vino y disfrutaras del mismo una vez abierto pasados los años.

 

El vino es un producto muy especial y hay que mimarlo para disfrutarlo al 100%,

0/5 (0 Reviews)